La cantidad de malware móvil incremento 49% en un solo año

Malware móvil. Imagen: F-Secure

Malware móvil. Imagen: F-Secure

Ya es una realidad; los dispositivos móviles serán los próximos objetivos de los criminales informáticos. Según F-Secure, “El primer trimestre del año 2013 estuvo marcado por incremento de códigos maliciosos que agregan complejidad a las amenazas ya existentes en Android”. La distribución del malware se ha producido a través de las aplicaciones y el spam y tiene como objetivo final robar información sensible del usuario o cometer fraude.

Durante el primer trimestre de 2013, se detectó un incremento del 49% en la cantidad de malware orientado a dispositivos móviles en comparación con el mismo periodo de 2012. Así mismo, el 91,3% estuvo enfocado en el sistema operativo de Google, mientras que el 8,7% restante estaba dirigido a Symbian. De acuerdo con F-Secure, no se detectó virus para iOS, BlackBerry o Windows Phone. Ya son 149 familias de malware las que podrían afectar los dispositivos móviles.

El incremento en amenazas móviles para Android responde al crecimiento que ha tenido esa plataforma en el mercado de móviles. Como hemos mencionado varias veces, los piratas informáticos también responden a los incentivos del mercado y normalmente tratarán de atacar los sistemas operativos que más usuarios tengan. Por otro lado, Android tiene una función que ‘facilita’ la distribución del malware. Hay una opción para desarrolladores que permite instalar aplicaciones provenientes de fuentes externas a la tienda Google Play. Esto permite que los usuarios busquen aplicaciones en internet y solo bajen el .apk (el instalador para Android). El problema con esto es que Google no tiene control ni curaduría sobre este tipo de archivos.

“Anteriormente no había grandes riesgos para los consumidores finales que descargaban aplicaciones en sus dispositivos”, dijo Sean Sullivan, Security Advisor de F-Secure. “Sin embargo, ahora estamos en un contexto donde se debe ser consciente de las descargas que se realizan, porque ya hubo casos como el malware Stels, que se contagia a través del spam que llega por e-mail. Es un gran riesgo, porque obviamente el consumidor final revisa sus emails en el teléfono y está permanente en riesgo de virus”, agregó.

Stels era un troyano que tomaba control de la lista de contactos del teléfono para mandar SMS y hasta hacer llamadas a números de pagó como líneas calientes.

Las empresas que están implementando políticas de BYOD tienen que asegurarse que las aplicaciones instaladas en los dispositivos vengan de fuentes confiables. Además, es necesario implementar herramientas de gestión de dispositivos para controlar la información que está instalada en el teléfono y las llamadas que se hacen. Mientras que para un consumidor un malware puede significar unos pesos más en la factura del celular, para una empresa puede ser una falla de seguridad que puede poner en riesgo toda la operación.

Los celulares, por su naturaleza propia, estarán mucho tiempo fuera el perímetro controlado de la empresa, por lo que hay que tener más cuidado. 

Vía: enter.co

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: